Cajón de sastre, Personal

¡Feliz Tercer Cumpleblog!

Hoy, día del libro y la rosa y cumpleaños de mi sobrina, cumple años también este blog. Un 23 de abril del 2016, tras elegir la fecha de estreno con mimo1)Porque soy muy consciente de mi memoria de pez y sabía que este día jamás se me olvidaría., abrí el blog al público con una primera reseña. La novela afortunada fue Sentido y sensibilidad, de Jane Austen.

Tres años después, Sentido y sensibilidad sigue siendo la única novela de esta fantástica autora que he leído2)Aunque no visto, porque no pierdo oportunidad de disfrutar de las numerosas adaptaciones a pantalla de su obra., no por desinterés, sino por la abundancia de títulos que tengo por leer. Aunque ya no puedo considerar a la señorita Austen como mi escritora clásica favorita, gracias a ella y a su novela anteriormente mencionada me atreví a «ponerme con los clásicos» y descubrí joyas como Frankenstein o el moderno Prometeo, un libro que siempre había dejado injustamente de lado debido a la abundante presencia del monstruo coprotagonista en las series y películas con las que había crecido. Un error que ya subsané.

En estos tres años, además de clásicos, empezaron a surgir como setas las reseñas de fantasía, uno de mis géneros favoritos tanto en lectura como escritura. Tanto ha proliferado su lectura (gracias también a que cada vez llega a un público más amplio) que hace poco abrí la sección de Libros recomendados en el blog, dedicada tanto a la fantasía como al resto de géneros.

Anotaciones   [ + ]

Personal

¡Feliz CumpleBlog!

Hoy hace un año que este blog abrió sus bytes por Sant Jordi, el día del libro y la rosa, una de mis fiestas favoritas 1)Libros por todos lados…¿cómo no va a ser de mis favoritas? Aunque tendría que preguntarme por qué Todos los Santos / Halloween también lo es… de la ciudad que me vio nacer —hace «casi ná»—.

Blog

Ha sido un año muy movido a nivel personal y laboral, con pérdidas y cambios que han repercutido en mi ritmo de lectura y de actualización del blog. Cuatro meses atrás, al inicio del 2017, publiqué esta entrada con mis propósitos de Año Nuevo y, desde entonces, poco más se ha visto por aquí. Estos propósitos no han caído en saco roto —no, al menos, hasta que llegue el próximo 31 de diciembre y haga recuento y colleja final—, pero he de reconocer que se me va a hacer más difícil de lo que tenía previsto ya que mi biblioteca ha quedado reducida a un tercio de lo que era un año atrás.

Anotaciones   [ + ]